JA Teline V - шаблон joomla Форекс

Castración química contra violadores sería inplicable

Diputados
Typography

Con el fin de analizar los alcances del proyecto de Ley que establece la castración química para las personas que cometan abusos sexuales; el diputado Edgar Ortíz, proyectista de esta iniciativa; organizó un audiencia pública. Durante la actividad participaron representantes del Ministerio Público, de la Sociedad Paraguaya de Psicología, de la Universidad Nacional de Asunción, entre otras instituciones; quienes resolvieron reunirse una vez al mes, para seguir estudiando la aplicabilidad del documento.

Durante el debate, en representación de la Sociedad Paraguaya de Psicología, Rosa Bidondo; hizo mención acerca de la aplicación de este método punible y sostuvo que si bien existen datos de la viabilidad del proyecto, también se registran datos sobre las contraindicaciones de este tratamiento fisiológico.

Bidondo añadió que el principal problema en este tipo de personas, es la cuestión psicológica y no fisiológica, puesto que la castración química no funcionó en agresores y violadores, según datos de investigaciones científicas. Propuso que se trabaje en la implementación de políticas que enfatice la asistencia psicológica de los reos.

A su turno, el representante del Ministerio Público habló sobre la necesidad de revisar las causas penales sobre abuso sexual y verificar mediante una auditoría, sobre la aplicación de las penas a aquellos que incurren en este crimen, puesto que varían en todos los casos.

Muchos de los asistentes, coincidieron en que la determinación de ver un sistema de asistencia psicológica, sociológica y médica, de manera integral, debe ser una política de Estado en pos de la reinserción de sus reos.

Otro de los puntos que se mencionó durante el conversatorio, fue la falta de infraestructura para la aplicación de la castración química; como así también, su inviabilidad por ser inconstitucional y porque viola tratados internacionales a los cuales el Paraguay está suscrito. Así lo afirmó el Abog. Diego Molinas del Institutos de Estudios Comparados en Ciencias Penales y Sociales del Paraguay (INECIP – Paraguay).

“En primer lugar, estoy totalmente en contra de la castración química puesto que no tenemos un estudio acabado para conocer las causas de los delitos sexuales ni una investigación científica que avale el proyecto. Existen debates sobre este punto que delatan que este proyecto puede no ser eficaz. Creemos que se debe invertir mucho más en implementar tratamientos psicológicos en las cárceles, tras auditar las condenas y causas penales por este tipo de hechos”, argumentó.

Como propuesta concreta, el auditorio concordó que el Estado debe invertir más en el relevamiento de datos dentro de las penitenciarías, sobre los condenados y procesados por abuso y coacción sexual y en tratamientos psicológicos.

Mesa interinstitucional

Tras recoger todas estas sugerencias, el diputado Edgar Ortíz decidió conformar una mesa interinstitucional para dialogar sobre las propuestas de cada sector, de manera a obtener alguna solución al problema social de los abusos a menores.

“Buscamos que se auditen los casos penales puesto que existen condenas muy bajas. Estamos de acuerdo en que las penas mínimas por abuso sexual sean aumentadas y así también analizar las causas y consecuencias de este delito. Estamos poniendo el rostro a un problema sociológico que va cada día en aumento. Resolvimos entablar una mesa de diálogo con todas las instituciones una vez al mes, de manera a consensuar este marco normativo”, señaló.

Insistió en que es necesario trabajar en el compromiso interinstitucional que pueda producir una Ley aplicable.

 

 

0
0
0
s2smodern