Condenaron a Monsanto a pagar USD 81 millones por “negligencia”

El grupo Monsanto fue declarado culpable este miércoles de negligencia por un jurado de California y condenado a pagar cerca de 81 millones de dólares a un jubilado estadounidense que sufre de un cáncer que él atribuye al Roundup, el polémico herbicida a base de glifosato.

El dictamen representa un grave revés para el gigante alemán Bayer, que el año pasado compró Monsanto por USD 63 mil millones, y que ya fue condenado en un juicio similar celebrado en agosto en Estados Unidos.

El jurado consideró que Monsanto a fue “negligente” al no hacer lo suficiente para advertir a los usuarios del riesgo potencialmente cancerígeno de su producto, que contiene glifosato.

Los jurados determinaron que Roundup tenía un “defecto de diseño”, que “carecía” de advertencias sanitarias sobre los riesgos y que Monsanto había sido “negligente”.

Del monto de la condena, 75 millones son por daños “punitivos” para castigar al grupo por su conducta y alrededor de USD 5,8 millones en daños compensatorios.

“Como se demostró en todo el juicio, desde el inicio de Roundup hace más de 40 años, Monsanto se niega a actuar responsablemente”, dijeron en un comunicado conjunto los abogados de Hardeman Aimee Wagstaff y Jennifer Moore. “Hoy, el jurado responsabilizó a Monsanto por sus 40 años de conducta delictiva corporativa y le envió un mensaje a Monsanto de que necesita cambiar la forma en que hace negocios”, añadieron.

Por su parte, Bayer dijo en un comunicado estar “decepcionado por la decisión del jurado”, pero consideró que este veredicto “no cambia el peso de 40 años de ciencia y las conclusiones de las agencias reguladoras de todo el mundo” que sostienen que su herbicida es “seguro y no cancerígeno”.

La semana pasada, el mismo jurado había determinado que la exposición al Roundup fue un “factor determinante” en el desarrollo del cáncer de Edwin Hardeman. Tras esa decisión se abrió la segunda fase del juicio, dedicada a la responsabilidad de Monsanto, que se cerró con la condena de este miércoles.

Hardeman fue diagnosticado con linfoma no Hodgkin en febrero de 2015 después de usar Roundup durante más de 20 años para fumigar su propiedad.

La demanda alegó que la exposición a largo plazo de Hardeman a Roundup causó su cáncer y que Monsanto sabía o debería haber sabido de los riesgos y no proporcionó advertencias adecuadas sobre el daño asociado con el uso del producto.

El caso de Hardeman es el segundo que pesa sobre Monsanto y su producto estrella, y es un caso testigo para miles de otros demandantes en los Estados Unidos con reclamos similares. Sólo en los Estados Unidos Monsanto enfrenta más de 11.200 juicios similares.

Otro hombre de California, Dewayne Johnson, un ex jardinero de escuela, fue indemnizado con 289 millones de dólares en agosto después de que un jurado de un tribunal estatal determinó que Roundup causó su cáncer y la compañía actuó con malicia, lo que hizo que las acciones de la compañía se hundieran en aquella oportunidad. La suma se redujo más tarde a 78 millones de dólares y se encuentra en un proceso de apelación.
Fuente: Infobae.com

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *