Coronavirus: Primer ministro británico Boris Johnson, fue trasladado a terapia intensiva

El primer ministro británico Boris Johnson debió ser llevado a terapia intensiva este lunes tras empeorar su cuadro de coronavirus.

“Durante la tarde, la salud del primer ministro se deterioró y, por consejo de su equipo médico, fue trasladado a la unidad de cuidados intensivos del hospital”, afirmó, por medio de un comunicado, un portavoz de Downing Street.

Johnson “ha pedido al ministro de Relaciones Exteriores, Dominic Raab, (…) que lo reemplace en lo que sea necesario”, añadió en la misiva. “El primer ministro está recibiendo una atención excelente. Gracias a todo el personal del sistema público de salud por su duro trabajo y dedicación”, sostuvo el portavoz de Johnson.

En una rueda de prensa esta tarde, Raab aseguró que no ha hablado con Johnson desde el fin de semana. El jefe de la diplomacia británica presidió esta mañana la reunión diaria para coordinar la respuesta a la pandemia.

Son “noticias terriblemente tristes”, reaccionó el recientemente elegido nuevo líder de la oposición laborista, Keir Starmer, asegurando que “los pensamientos de todo el país están con el primer ministro y su familia en estos tiempos increíblemente difíciles”.

El líder conservador, de 55 años, anunció el 27 de marzo que había dado positivo al test de COVID-19 y permanecería siete días en aislamiento en su apartamento de Downing Street, a cuya puerta se le dejaban comidas y papeles. Sin embargo, sus síntomas continuaron y eso preocupó al equipo médico que lo asiste.

A pesar de su cuadro, continuó encabezando reuniones por videoconferencia y muchos achacaban el lunes a esta falta de reposo el hecho de que el viernes siguiese teniendo fiebre y el domingo su médico decidiera ingresarlo para someterlo a pruebas médicas como “medida de precaución”.

Según los diarios The Times, DailyMail, The Sun y Mirror, Johnson se encuentra en el hospital St Thomas, de Londres, cerca de Westminster, y se le está administrando oxígeno. El alto funcionario no quiso precisar qué tipo de tests se le efectúan.

“Hoy está en el hospital para ser sometido a exámenes, pero continuará siendo informado de lo que pasa y estando al mando del gobierno”, se limitó a decir Robert Jenrick, ministro de Vivienda y Comunidades, a la radio BBC.

El premier se manifestó en su cuenta de Twitter. “Estoy de buen ánimo y manteniendo el contacto con mi equipo, mientras trabajamos para combatir al virus y mantener a salvo a todos”, dijo. Además, agradeció al personal sanitario por la atención “en este tiempo difícil”, y pidió a toda la población que se queden en sus hogares.
Fuente: Infobae.com

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *