Francia pedirá garantías para ratificar el acuerdo entre Mercosur y la UE

El gobierno de Macron anunció que pedirá «garantías» a los países del bloque latinoamericano. Su país ha sido uno de los más reacios al pacto porque teme que su influyente sector agrícola se vea afectado por la llegada masiva de productos sudamericanos al mercado.

Francia no está «por ahora preparada para ratificar» el acuerdo comercial firmado el sábado entre la Unión europea y el Mercosur, tras 20 años de negociaciones, afirmó el martes la portavoz del gobierno francés Sibeth Ndiaye.

«Vamos a mirarlo con detalle y, en función, de estos detalles se va a decidir», agregó en una entrevista con la cadena de noticias BFM.

Como se hizo en las negociaciones del acuerdo comercial entre la UE y Canadá, Francia pedirá «garantías» a los países del Mercosur (Brasil, Argentina, Uruguay y Paraguay), añadió. «No puedo decirles que vamos hoy a ratificar el Mercosur (…) Francia no está por ahora lista a ratificarlo», aseveró Ndiaye.

El acuerdo alcanzado el viernes por la UE y el Mercosur es el mayor jamás firmado por el bloque europeo.

Francia ha sido uno de los países más reacios al acuerdo porque teme que su influyente sector agrícola se vea afectado por la llegada masiva de productos sudamericanos al mercado, especialmente por las importaciones de vacuno y azúcar, así como las exigencias con respecto a los compromisos ecológicos.

Los ganaderos franceses, muy dependientes de las subvenciones europeas y organizados en explotaciones familiares extensivas que producen pocos ingresos (10.000 a 12.000 euros de media en 2018, según la Federación Nacional Bovina), consideran que no lograrán competir con las «fábricas de carne» latinoamericanas.

Y más aún teniendo en cuenta las diferencias en las prácticas de ambos continentes, que no les favorece: mientras que en la UE cada vez hay más normas medioambientales, en América se usan antibióticos como hormonas del crecimiento y soja modificada genéticamente.

Por su lado, el ministro de Transición Ecológica y Solidaria, François de Rugy, destacó que una de las «consecuencias indirectas» del pacto con el Mercosur es que Brasil se haya comprometido a no salir del Acuerdo de París sobre el clima.

Sin embargo, recordó que el tratado comercial «no ha sido ratificado aún, y no lo será más que si Brasil respeta sus compromisos» en materia ecológica. «No habrá ratificación si Brasil continúa con la deforestación» en el Amazonas, aseveró De Rugy, refiriéndose a un problema que ya fue objetado por Angela Merkel ante Jair Bolsonaro.

Fuente: Infobae.com

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *